martes, 11 de enero de 2011

Encontrarte pero ¿amarte u odiarte?

Disclaimer: Los personajes pertenecen a la gran escritora Stephenie Meyer, yo solo he jugado un poco con ellos poniéndolos en diversas situaciones XD ^^

Bella y Edward se aman, pero que pasara cuando Edward descubra que el no es un Cullen si no un Masen?, que giro tomara sus vidas dada la promesa de Edward a su verdadero padre? y como llega entre todo esto un bebe para unirlos o separarlos?... descúbrelo porque cuando deban volver a trabajar en Forks ellos se reencontraran.
_______________________________________________

16.- En mi vida

Bella pov

Vino a mí como cada noche, me abrazo, se acomodo a mi lado, su calor, su aroma, su cuerpo… todo era tan real, tan perfecto. Me deje perder en mi fantasía, solo durante las noches podía tenerlo.

-Bella, despierta, debes desayunar algo- hasta en sueños su voz era igual ¿desayunar? Eso no era parte de mi sueño. Abrí los ojos.

Me miraba divertido, con el sol entrando por la ventana, bañándolo. Por un minuto me quede sorprendida, absorta, bebiéndome su imagen, hasta que recordé que no debía estar ahí. Salte de la cama con la agilidad adquirida con años de práctica.

-¡¡¡¿Qué carajos haces tú aquí?!!!-

Su sonrisa de borro. Entonces vi al guerrero, al hombre que asesinaba sin remordimientos.

-la pregunta es ¡¡¿Por qué carajos me dejaste?!! ¿Una nota, una puta nota y ya? ¡¡¿de verdad pensaste que no te buscaría?!! ¡¡¿Y mi hijo qué?!! ¡¡¿No tengo derecho a estar en su vida?!! ¡¡¿Por qué no me lo dijiste?!!-

-¡¡¡lo supe después del asunto con la tipeja, ni siquiera sabía si estabas en Forks, ahora sé que no, además no es mi culpa que no supieras, que no confiaras en mí, que no me contaras de la agencia, en lugar de eso te hiciste el héroe dejándome, rompiendo mi corazón de la peor manera que se te ocurrió!!!-

-era necesario, para protegerte, debí saber que con lo cabezota que eres tu solita te pondrías en la mira de fuego ¡¡¡¿Cómo carajos entraste en el negocio?!!! ¡¡¡¿No pensaste que podrás morir?!!! Y cuando nació Rob ¡¡¡¿Por qué no me buscaste?!!! Siendo que eras no debía costarte mucho trabajo o mejor aun ¡¡¡¿Por qué no de saliste?!!! ¡¡¡¿Y que si te matan?!!! ¡¡¡¿Qué será de él?!!!- ataco, la vena Swan salto.

Antes que pudiera decir nada, la puerta se abrió.

-bueno, ya me canse de ustedes dos o se arreglan o me voy a vivir con la tía Rosalie y el tío Emmet y si creen que no podre, les diré que en la playa hay una lancha esperándome, el tío Jacob me llevara y dice que después se meterá en el culto de la hormiga… no entendí esa parte, pero ya están advertidos. Mama te amo, pero tu llanto no me deja dormir, tus cambios de humor te hacen ver como loca, la guardia lo dice y el abuelo también. Papa ¿y tú qué? ¿Te quedaras esperando que nazca mi hermanito antes de quedarte definitivamente con nosotros? o ¿te iras de nuevo? Decídete…- Rob en la puerta con los brazos en jarras y de un humor del carajo. Como su padre.

Me quede blanca, ¿Cómo sabía de mi embarazo? No se notaba mucho, bueno sí, pero la ropa lo ocultaba. Jacob. Lo mataría aunque se metiera en el culo de un amiba.

-¡¡¡¿estás embarazada?!!!- pregunto Edward.

Carajo, carajo, carajo. Lo ignore. Mi hijo estaba en problemas.

-¡¡¡Roberto Swan, estas castigado hasta la universidad, sal de aquí ahora mismo!!!- pedí furiosa.

-¿Cuándo dices que hasta la universidad, te refieres a que estaré castigado cuando entre a la universidad o que estaré castigado desde ahora hasta llegar a la universidad? Se especifica mujer, me enloqueces, te juro que me enloqueces. Dios, ¿Cómo te aguantan en la oficina? -

-¡¡¡sal de aquí y estas castigado desde ahora!!!- grite más fuerte, solo se encogió de hombros, con esa expresión que Edward solía usar para “me vale madre todo” y salió cerrando.

-contéstame- pidió Edward más tranquilo. Al menos no grito.

-si-

-¿mío?-

-no, de un ruso que conocí hace poco... ¡¡¡claro que tuyo imbécil!!! ¡¡¡¿Qué crees?!!! ¡¡¡Que ando por ahí tirándome a los tipos cada que puedo!!!-

-no, claro que no, es solo que… ¿por eso te fuiste?-

-no, me fui porque me llamaron para una misión y…-

-¡¡¡¿y fuiste?!!! ¡¡¡¿Estás loca?!!! ¡¡¡¿Embarazada?!!! ¡¡¡¿Y que si algo te pasaba?!!! Con tu historial las balas te siguen como imán- estallo.

-¡¡¡vete al puto carajo Edward!!! No sabía que estaba embarazada ¡¡¡ah te odio!!! esto es tu maldita culpa, tu maldito semen mutante me preña cada que estoy contigo, pero esa fue la última, si quieres ver a tus hijos, genial, pero conmigo no cuentes, en cuanto este salga me desaparezco de nuevo- dije señalando mi vientre.

-no, tú no te me perderás otra vez, me vale madre si tengo que vivir con un ojo sobre ti, no te perderé de nuevo, escúchame bien Isabella Swan, te quedaras conmigo, tendremos a este y otro más, serás mi esposa y te va a gustar, tanto como lo que te hare ahora- dijo quitándose el cinturón, la camisa y el pantalón en cuestión de segundos.

-¡¡¡me tocas y te vuelo los huevos!!!- grite tratando de llegar a la caja fuerte donde tenía mis armas.

-volármelos no, tocármelos sí- dijo aventándose sobre mí hasta caer en la cama.

Use todo mi reportorio de maniobras para liberarme pero nada funciono, no podía hacer demasiado esfuerzo y él lo sabía, la lucha no duro mucho. En cuanto sus labios llegaron a los míos me desarmo.

Me deje desnudar sin prisas, lentamente, suave como en mis sueños, mis manos se deleitaron con su cuerpo, la cicatriz que le quedara de la bala era visible. La recorrí con mis labios, mientras girábamos hasta quedar sobre él. Seguí bajando por la línea que va al sur, dejando un sendero de besos, lo tome entre mis labios y dientes, su dureza era tal como la recordaba, justo como me gustaba, bese chupe y mordí. Sin dejar de succionar. Gemía mientras se agarraba de las almohadas, murmuraba mi nombre, seguí así por un rato hasta que lo sentí tensarse, estaba por venirse, me moví mas rápido, chupe con más ganas.

-Bella no, ven súbete por favor, quiero venirme dentro de ti, por favor- suplico jalándome.
Hice lo que me pedía. Lo monte como en los viejos tiempo, me moví sobre él con fuerza, con rapidez, bueno la que me permitía mi nuevo vientre. Me tomo por las caderas haciéndome ir más rápido, tan cerca como estaba de vaciarse fue un milagro que yo me viniera apenas antes que él.

-Bebe…- dije apenas en un susurro, me derrumbe sobre su cuerpo mojado en sudor como el mío.

No me molesto, al contrario, de una perversa manera me excito de nuevo. Lo bese buscando un segundo encuentro, sus manos recorrían mi costado, me apretaron por el culo en cuanto llego, giramos de nuevo dejándome debajo, se dedico a recorrer mi cuerpo con sus labios, mis senos más sensibles que de costumbre me hacían gritar cuando apenas los había tocado. Me moje otra vez y mucho.

Bajo su mano hasta mi humedad, metió sus dedos como siempre, grite más que siempre, esto de hacerlo embarazada me empezaba a gustar, todo era mil veces mejor. Metía y sacaba con una velocidad que me desesperaba, sus labios regresaron a los míos mientras con mi mano lo tomaba de su columna, estaba babeándose y eso me ponía más caliente.

-entra, por favor entra, hazme tuya ya no aguanto… mi cuerpo quema- suplique después de venirme solo con sus dedos, sabía que está cerrada, pero necesitaba sentirlo dentro.

-te amo Bella-

-te amor Edward-

Entro de un solo movimiento haciéndome ver las estrellas, la sensación era increíble. Empezó empujando suavemente, despacio, apenas con fuerza.

-no vamos a rompernos, házmelo duro, lo necesito, por favor- suplique loca de pasión, no quería delicadeza, quería sentir su sexo duro en mí, como solíamos hacerlo, fuerte, salvaje… casi animal, así era como él me hacía sentir y así era como me gustaba que me tomara.

-te hare daño, piensa en el bebe- argumento apenas conteniéndose.

Ambos deseábamos lo mismo.

-Edward solo una vez, si me duele te pediré que pares, por favor- dije enterrando mis uñas en él. Sonrió perversamente. Lo haría.

Y lo hizo, se movió con mucha fuerza, sus empujes eran animales, tal como me gustaba, mi cuerpo rápidamente se entrego al placer, el orgasmo no estaba lejos, podía sentir la tensión en mi vientre, la liberación estaba por llegar.
-Bella joder, me vengo-

-hazlo, vente para mi, estoy al límite- Susurre mientras me cerraba de forma brusca aprisionándolo en mi cuerpo, lo escuche gritar mi nombre mientras los espasmos me hacia gritar el suyo.

-¿te casas conmigo?- pregunto aun sobre mí pero sin cargar su peso.

-No… - respondí sonriendo, feliz, agotada, satisfecha.
Me miro serio un momento, después sonrió. Me beso y bajo por mi cuerpo, hasta quedar con sus labio sobre mi vientre.

-no me iré esta vez, perdóname, te deje pasar sola todo esto, el primer embarazo, el nacimiento, la separación, perdóname de verdad, no me alcanzara la vida para compensarte, a ti y a Roberto-

-no quiero que me compenses, solo quiero estar contigo, pero ¿Cómo?, sabes tan bien como yo que no podemos renunciar, este trabajo lo tenemos en la sangre- dije acariciando su cabello. Se había quedado abrazado a mi vientre.

-bueno se me ocurre una idea que tal vez nos quite del peligro sin dejar de hacer lo que hacemos, pero necesitaremos de los dos equipos, pero lo vemos mañana, ahora mismo te hare mía otra vez-

Y lo hizo, todo el día, de diferentes formas, en diferentes lugares de la habitación.
_______________________________________________
chicas.... con la mala noticia que solo quedan dos caps... así que disfrutenlos

comente y voten....

con amor

Alejandra Rivas ; )

7 comentarios:

diana dijo...

dios!! m,e encantaa la historiaa siii y me mata este robertooo me encantaaaaaaaaa

Cynthia dijo...

Diosss es genial!!!Sabia que esta historia prometía y lo hace cada vez que avanza más,no sabes lo mucho que me gusta,muchisimas gracias por subir,espero los 2 siguientes,qué pocos....joooooo pero bueno haber como termina!!!TE FELICITOOO besosss

Kimberly Cullen dijo...

Dios me encanto espero con ansias el siguiente capi que sera lo que Edward tendra en mente

Ro_Lizzy dijo...

Menos mal que se arreglaron, solo espero que a ella le dure y que el no se deje intimidar.
Espero tus geniales actualizaciones muy pronto.
Cuidate mucho y nos leemos siempre...
http://miangelpersonal.blogspot.com/

nashkalight dijo...

oiaaa q pocooo dura la dicha buu no quiero q terminee!!!! ahhh como a robertoooo es un sol!! un enano de 50 años jajaja me mato como callo a bella jajajaja ahhh espero ansiosa el proximo capi estubo geniall este

nydia dijo...

Dios ese niño es un encanto,su actuar me encanta y espero q sus padres busquen un arreglo a sus trabajos y las cosas cambien para todos ...Me encanta ...Sigue asi...Besos

Lumy Cullen dijo...

Chica un capí grandioso, me encanta que Bella y Edward se arreglaran. Estoy ansiosa deseo se queden juntos. Por otro lado, Roberto es una amor me encanta, es la combinación perfecta de ellos!! Espero el próximo, te envío muchos saludos!! Este fic con cada capí me gusta más!!!